7 Pasos Probados Científicamente para Aumentar tu Influencia

Vanessa Van Edwards es una experta en descifrar el código de la conducta humana. Es columnista de The Huffington Post. Tambien ha sido invitada a Wall Street Journal, Today Show. Ha escrito para CNN,  Forbes, entre otros.

Vanessa nos enseña Cómo influir en las personas, a través de siete pasos sencillos probados científicamente.

influencia, persona influyente, liderazgo

1. Conectar con la gente emocionalmente.

Van Edwards ha descubierto que si queremos intrigar e influir en las personas, debemos obtener el bombeo de dopamina. Basando su investigación en los resultados del biologo molecular John Medina. La dopamina estimula esa área placer-recompensa en el cerebro que hace que la gente se sienta cálida y confusa.

Necesitamos ser implacables estimulando esa parte del cerebro si queremos influenciar en alguien.

Una gran manera de hacerlo es empezando con una excelente conversación. Aqui hay dos preguntas que Van Edwards siempre utiliza: ¿Cuál fue la mejor parte de tu dia y cual fue la peor parte de tu dia? y ¿En que proyecto personal estas trabajando ahorita?

2. Sé emocionalmente curioso.

Cuando haces que otros se sientan importantes, tu influencia va por buen camino. Todo el mundo quiere ser querido, amado y aceptado. Cuando cumplimos esa necesidad en los demas, estamos siendo percibidos como influyentes.

Interesate verdaderamente en otras personas. Una manera de hacerlo es haciendo preguntas abiertas. Haz que la gente hable de si misma, te ayudará a construir una buena relación. Según la Dra. Diana Tamir, a una persona le es gratificante revelar informacion de si misma.

3. Utiliza el lenguaje corporal.

Los investigadores de “Harvard Business School” realizaron un estudio para ver si el lenguaje corporal de un individuo podria afectar la opinión que otras personas tienen acerca del individuo.

El lenguaje corporal de bajo poder normalmente se ve cuando una persona tiene los hombros y la cabeza hacia abajo o inclinada.

En cambio el lenguaje corporal de alto poder o confianza es expansivo o comunicativo. La cabeza se mantiene alta, los brazos están sueltos, los hombros están detrás y el pecho hacia fuera. Cuando manifiestas este lenguaje corporal, eres visto como más influyente. El lenguaje corporal seguro no solo afecta la manera que otros te ven, sino también la manera como te ves.

4. Cuenta una historia.

Los cerebros de las personas están conectados por las historias. Cuando la gente escucha historias, pueden sentirse como si estuvieran allí mismo con la otra persona. Es como si el oyente está experimentando la historia junto con el narrador.

¿Ves el potencial de lo influyente que podría hacerte contar historias? Cuando alguien cuenta una historia, el cerebro de la otra persona puede estar en sintonía con el narrador. Si puedes estimular el cerebro de la otra persona con una historia, puedes, en efecto, conseguir que la persona este de tu lado.

Van Edwards sugiere crear una serie o caja de historias. Esta caja debe constar de historias relevantes y estimulantes que se puedan contar en cualquier momento cuando estás con la gente. Después de contar la historia, sigue con alguna pregunta interesante.

Por ejemplo, “¿Cuál fue el momento más difícil y cómo superarlo?” y “¿Cuándo una persona, situación o momento resulta diferente de lo que esperabas?

5. Se vulnerable.

Ser abierto sobre tus emociones incrementa tu simpatía e influencia. La gente te percibe como real cuando admites tus debilidades o defectos.

Algunas personas tienen miedo de algo llamado el “efecto del proyector”, piensan que otros estan prestando más atención a ellos, de lo que realmente es, de acuerdo con Psychology Today.

Pero es todo lo contrario. Las personas son capaces de relacionarse mejor contigo cuando te abres. A pesar de que tú eres el centro de tu mundo, no eres el centro de todos los demás. Van Edwards sugiere compartir una historia vulnerable en tu caja de historias. Al hacer esto, no sólo cuentas una gran historia sino también estás siendo vulnerable, por lo que aumenta tu influencia en dos maneras.

6. Pide un favor.

Siempre que una persona pide un favor a otra persona, él o ella se percibe más positiva.

Resulta que pedir ayuda es una de las mejores cosas que puedes hacer para ser percibido como una persona influyente. Esto se conoce como el “efecto Benjamin Franklin”. Así que pide libremente ayuda en forma de asesoramiento, las opiniones de otras personas y su orientación.

7. Conviértete carismático.

¿Quién es la persona más carismática que conoces? ¿Por qué elegiste esa persona? Lo más probable es que eligiste esa persona por la forma en que esa persona te hace sentir.

De acuerdo con la investigación realizada en el “MIT Media Lab”, la mayoría de la gente no recuerda como se ve un individuo o lo que él o ella podría haber dicho. Recuerdan cómo el individuo les hizo sentir. La gente carismática hace que los demás se sientan bien. Van Edwards proporciona tres formas no verbales de una persona para aumentar su carisma. Cuando hables con alguien, inclina tu cabeza, alinea tu torso con esa persona y apunta los pies hacia la persona.

1 comentario sobre “7 Pasos Probados Científicamente para Aumentar tu Influencia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  • Te ha gustado el artículo?

    Compartelo con tus amigos